Vestidos lenceros de Louis Vuitton

Sorprendentemente, el pijama es una de las prendas clave de la colección de otoño-invierno 2013/14 y como no podía ser de otra manera, los vestidos que proponen en Louis Vuitton son lenceros.

En su mayoría son largos  o por debajo de la rodilla y se combinan con abrigos largos y sandalias de tiras de tacón. Los detalles de encaje y los tejidos lenceros son estupendos, como podéis ver en las imágenes del desfile de París en el que presentaron los últimos modelos de la casa francesa.

“Arreglarse solo para descubrir que el destino más glamouroso es la propia habitación de hotel”… Ese es el lema, según ha afirmado Marc Jacobs, que considera que la suya es una colección especialmente pensada para interiores.

Los colores claros de los vestidos contrastan con los abrigos de piel, muy oscuros. De la misma forma, los vestidos, de ligerísimos tejidos se ven envueltos por esas gruesas pieles, creando un juego de texturas y tejidos muy interesante.

En la imagen superior, podemos ver mucho más claramente como son estos modelos, aunque en este caso no parece tanto una prenda de interior como los dos anteriores.

Acabamos con un vestido totalmente transparente, en tono azulado, que deja ver todos los encantos de la mujer a través del fino tejido.

Fotos Vogue