Cuatro vestidos básicos

Un armario tiene que tener unas prendas básicas, tanto un jean, como una camisa blanca, zapatos negros… es decir, aquellas prendas que nos sacan del apuro y que nos son comunes a casi todos.

Ahora que pronto llegará el buen tiempo, te recomendamos para esta época, cuatro prendas que no está de más que tengas en tu vestuario. Apunta:

-el vestido de flores. Todo un clásico por su frescura. Su combinación, es de variadas maneras, tanto con medias, como con abrigos si todavía no hace demasiado calor. Los accesorios marrones, son ideales para los estampados. Esta clase de vestido siempre queda bien, sea de la marca que sea, es decir, ya puedes entrar en el comercio que quieras que siempre haya un vestido de flores para ti

-el vestido blanco. Aunque parezca arriesgado, es muy básico. Dan un aspecto sexy y romántico a la mujer, un toque de inocencia que queda muy bonito. Si lo combinas con una chaqueta negra, resulta de lo más divertido. En cuanto a sus accesorios, este se puede combinar con todo

-el vestido de cuello Halter. Es muy común pero a la vez importante, sobre todo en las ocasiones especiales en las que hay que lucir fresca y con estilo. Aquí está permitido cualquier color o estampado, solo que su cuello, se asemeja a las tiras del bikini, dejando descubierta la parte del cuello, un escote discreto y sexy. Ideal para las que no soportan el calor

-el vestido negro. No es una mala idea para el calor, pues la textura  es la que cuenta. Con él se puede combinar cualquier cosa que tengas olvidada en el armario, desde un cinturón hasta un sombrero

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta